Presidente García promulgó Ley de la Carrera Especial Pública Penitenciaria

0
1133

El presidente Alan García promulgó la Ley de la Carrera Especial Pública Penitenciaria que regula el régimen laboral de los servidores penitenciarios para el cumplimiento de sus funciones institucionales señaladas en el Decreto Legislativo 634, Código de Ejecución Penal y su reglamento.

La norma señala que el Instituto Nacional Penitenciario (INPE), adscrito al Ministerio de Justicia, es el organismo público ejecutor rector del sistema penitenciario nacional con autonomía normativa, económica, financiera y administrativa, informó la Secretaría de Prensa de la Presidencia de la República.Precisa, además, que el ingreso, la permanencia, las mejoras remunerativas y de condiciones de trabajo, así como los ascensos en la carrera del servidor penitenciario, se fundamentan en el mérito y la capacidad de los postulantes y de los servidores penitenciarios.
 
Asimismo, define como servidor penitenciario a la persona nombrada por resolución de  la Presidencia del Consejo Nacional Penitenciario que presta servicios en un establecimiento penitenciario.

También están incluidos los trabajadores de la sede central y las sedes regionales que desempeñan funciones de seguridad, tratamiento, medio libre y registro penitenciario que, por la naturaleza de sus funciones y especialidad, cumplen labores en establecimientos penitenciarios como parte del desarrollo de su carrera.
 Según la norma, la carrera del servidor penitenciario tiene la finalidad de promover un sistema penitenciario profesional, jerárquico, eficiente, eficaz, unitario, igualitario y desconcentrado, con particular énfasis en el mérito como medio de ascenso y promoción dentro del INPE, basado en la práctica de valores éticos.
 
Ingreso
 La norma establece que el INPE es el responsable de planificar, conducir, monitorear y evaluar el proceso de ingreso a la carrera del servidor penitenciario. El presidente del Consejo Nacional Penitenciario autoriza las convocatorias a concursos públicos para acceder a plazas vacantes.
 El concurso público de méritos se caracteriza por ser objetivo, transparente, imparcial y confiable.
 

Evaluaciones
Las evaluaciones se realizarán en dos etapas: la primera comprende las evaluaciones curricular, de conocimientos, psicológica y la entrevista. La segunda se desarrolla en el Centro Nacional de Estudios Criminológicos y Penitenciarios (Cenecp) entre quienes hayan aprobado la primera etapa.
 En esta segunda etapa se evalúa las capacidades, competencias y adaptación del postulante a la carrera del servidor penitenciario. 
 Antes de su incorporación al sistema penitenciario, todos los servidores penitenciarios pasan obligatoriamente por un período de formación impartido por el Cenecp.
 La Ley establece también los deberes y las prohibiciones del servidor penitenciario.
 Del mismo modo, señala que el Tribunal Disciplinario del INPE es el órgano encargado de imponer las sanciones cuando la falta del servidor penitenciario amerite un proceso administrativo-disciplinario.